social-rsssocial-fbsocial-twittersocial-linkedinsocial-youtube pint

Blog

¿Una coalición por la felicidad?

Esta semana vuelvo a hablaros de felicidad. Y lo hago porque he leído una noticia en la que habla de que varios países han creado una ‘coalición por la felicidad’. Algo así como una unión en la que los países considerados de los más felices del planeta van a cooperar para identificar las causas que hacen a los ciudadanos más felices, de forma que se inste a los Gobiernos a realizar acciones en pro del bienestar de sus ciudadanos. Comparto con todos vosotros el enlace de la noticia para que conozcáis un poco más de esta coalición, que a mí tanto me ha sorprendido.

felicidad

¿Qué os parece?

Al hilo de esta noticia, en el post de hoy me gustaría que reflexionáramos sobre lo que podemos hacer, lo que está en nuestras manos para hacer más felices a los demás.

En el post anterior os preguntaba, ¿qué os hace realmente felices? Esta semana, me encantaría averiguar qué es lo que creéis que hacéis para hacer un poco mejor el mundo que os rodea, para sembrar felicidad en vuestro alrededor, para despertar sonrisas,… ¿Qué hacéis por la felicidad de los demás? Y lo que es más importante, si sabéis realmente ¿qué hace felices a los que os rodean? ¿Qué hace feliz a tu hija, a tu pareja, a tu mejor amigo, a tu padre o a tu madre, a tu vecino, a tu compañera de trabajo…?

Mirad, durante mi trayectoria profesional he conocido a directivos de muchas empresas (grandes, medianas, pequeñas…multinacionales…) Y siempre me he dado cuenta de que los directivos que mejor conocen a su equipo, los que saben los nombres de sus empleados y se interesan por sus familias, por sus problemas del día a día, su salud, en definitiva, por su vida más allá de la oficina… son los que mejor conectan con sus equipos. Son esas personas que ejercen ese liderazgo inspirador que todos desean y las que, por consiguiente, obtienen mejores resultados.

Al conocer a los que nos rodean también conocemos sus inquietudes, sus intereses y…¡las cosas que les hacen felices!

Cuando la semana pasada os preguntaba: ¿Qué os hace realmente felices? La mayoría me respondisteis cosas relacionadas con la familia, los amigos, el tiempo en compañía, la paz, la tranquilidad. Por eso, os quiero dar algunas claves para que también vosotros podáis hacer felices a los que os rodean:

  1. La primera de ellas es que os atreváis a expresar vuestro amor. ¿No os sentís felices cuando vuestra pareja, vuestros hijos o vuestros padres os dicen que os quieren? Entonces, ¡vamos a decirlo! También expresemos cariño por la gente que trabaja a nuestro lado, que es dónde nos cuesta más. Por ejemplo: me alegro que estemos en el mismo equipo: ‘Cuando te veo aparecer con esa sonrisa, me alegra’
  2. Atreveros a expresar vuestro reconocimiento. Si el trabajo de ese compañero os parece digno de elogio: ¡Decídselo! Si vuestro hijo a conseguido superar ese obstáculo que le impedía realizar cualquier cosa: ¡Expresad todo lo que le admiráis!
  3. Practicad el agradecimiento. Es importante agradecer lo que los demás hacen por nosotros, ese informe que nos ayuda en nuestro trabajo, ese maravilloso guiso que nos han preparado, ese estupendo café, …
  4. Y el perdón. Si hemos hecho daño a alguien o si nos hemos equivocado. ¿Por qué no pedirle perdón?
  5. Pedir ayuda cuando sea necesario. ¡Os aseguro que no pasa nada! La persona a la que reclaméis vuestra ayuda se sentirá útil, importante y ¡un poco más plena y feliz!

Y, por último, y no menos importante.

  1. Dedica un poco de tiempo a escuchar a esas personas que tanto lo necesitan: amigos, hijos, pareja, compañeros de trabajo,… En ocasiones, ese tiempo de escucha, de atención es todo lo que necesitan para sentirse felices. ¿Hace cuánto tiempo que no lo haces?

¿Os imagináis que entre todos creamos esa gran coalición? ¿Qué cada uno, en nuestro jardín, contribuimos a sembrar felicidad? ¡Os aseguro que se puede! Porque como me habéis dicho en multitud de ocasiones, la felicidad para todos nosotros se basa en pequeñas cosas: en la sonrisa de nuestros hijos al llegar a casa, en el olor del guiso de nuestra madre por la escalera, en la felicitación de ese compañero por el trabajo bien hecho o en el paseo de la mano de nuestra pareja… ¿Cómo no vamos a poder sembrar esas pequeñas cosas en la vida de los que nos rodean? ¿De verdad creéis que no podéis aportar nada por la felicidad de los demás?

¿Os sumáis a la coalición por la felicidad?

Esta entrada tiene 3 Comentarios

Deja tu comentario